All Natural

Número 0
Tema: Ingeniería Genética

¿Quienes somos?


<< Volver a inicio

- Alimentos transgénicos
- Uso de alimentos transgénicos
- Riesgos para la salud
- Experimentación con animales
- Cuestiones de opinión
- Problemas económicos
- Mitos sobre la ingenieria genética

6. Reflexiones bioéticas

7. Derechos del consumidor: Etiquetado

8. Legislación

Transgénicos

Son Organismos transgénicos los animales o vegetales cuya dotación genética ha sido modificada para contener un gen adicional y sus descendientes heredan este gen del mismo modo que los propios. Un organismo transgénico se consigue tras inyectar el gen ajeno en el huevo fertilizado o en las células embrionarias que se generan en los primeros estadios del desarrollo. El gen inyectado se integra en el ADN de la célula huésped, en el cromosoma y se transmite a todas las células originadas a partir de ella. Por tanto, está presente en todas las células del organismo adulto resultante y en las de todos sus descendientes.

Se ha demostrado que los organismos transgénicos son muy útiles en el análisis de la función de productos génicos específicos. El gen ajeno se expresa en todas las células del organismo, por tanto, es posible observar el efecto que ejerce sobre el desarrollo y estudiar su función concreta. Una aproximación similar puede realizarse para generar organismos que expresen genes que, por ejemplo, mejoren su producción de carne o confieran resistencia a determinadas enfermedades.

También se pueden crear organismos que funcionen como fábricas biológicas, produciendo grandes cantidades de proteínas utilizadas en el tratamiento de algunas enfermedades humanas. Estos procedimientos se usan además para generar animales en los que se ha desactivado un gen específico en todas sus células. Así, para estudiar la función de un gen particular en desarrollo, se han utilizado ratones en los que éste se había eliminado. También se pueden generar animales modelo para estudiar determinadas enfermedades desactivando los genes no funcionales en los pacientes que las padecen.

Los animales transgénicos se producen a partir de óvulos fecundados que tienen A.D.N. foráneo que se les ha inyectado, el cual se ha incorporado a la constitución genética del embrión en desarrollo. Dichos cambios consisten en la inserción de material genético exógeno, por ejemplo genes de hongos, plantas y animales que pueden manipularse en bacterias y ser reintroducidos en las células animales.

Los principales objetivos de la producción de animales transgénicos son el estudio de la biología y funcionamiento de los genes, su utilización como fábricas de proteínas foráneas y finalmente, la sustitución de genes.
En su forma más básica, y a veces si se quiere didáctica, esta tecnología tiene que ver con la producción de vectores que contienen genes reporteros, los que ahora producen en forma difundida las empresas biotecnológicas, cada uno diseñado para un tipo diferente de experimento, cuya utilización ha sido el punto fundamental para muchos avances de la biología molecular.
La utilización de esta tecnología ha proporcionado información básica sobre el comportamiento de genes implicados en enfermedades humanas como la talasemia y el cáncer, así como aquellos genes implicados en el proceso normal de crecimiento celular y de desarrollo en mamíferos.

Por ejemplo, los ratones portadores de interrupciones génicas son modelos de gran valor para el estudio de mutantes que presentan un fenotipo similar en los seres humanos. Así, se han generado ratones carentes de una enzima de reparación celular para determinar si estas se encuentran implicadas en la aparición de tumores.



Otras veces, los animales se manipulan para su utilización como fábricas de proteínas de interés farmacéutico.

La obtención de leche en los mamíferos es un proceso relativamente fácil; así que podemos utilizar la leche como vehículo para la expresión de proteínas de interés terapéutico, que serían mucho más difíciles de obtener por otros métodos y sin sacrificar al animal.

Por ejemplo, el activador del plasminógeno tisular, que es necesario para disolver coágulos sanguíneos en el hombre, puede ser producido en ovejas transgénicas, que expresan este gen solamente en el tejido mamario y secretan niveles elevados del producto génico en la leche, de donde puede purificarse con facilidad.

La tecnología de los transgenes podría ser utilizada también para el "mejoramiento" de las características de los animales (obviamente desde la perspectiva humana), lo cual podría llevar a la producción de nuevas cepas, variedades o razas de animales. Pero tal proceso no difiere casi en nada de la selección artificial que han generado todas las demás razas de animales domésticos actuales.

La aplicación más excitante y polémica de la tecnología transgénica, es la que respecta a la terapia génica humana, es decir al tratamiento y alivio de las enfermedades genéticas humanas, mediante la adición de genes silvestres exógenos para corregir la función defectuosa de las mutaciones.
Se han diseñado dos estrategias posibles: (a) la terapia de la línea germinal, que tiene como objetivo incorporar algunas células transgénicas en la línea germinal para que sean transmitidas a la descendencia. Sin embargo, presenta demasiados problemas técnicos y éticos, por lo que no se ha realizado en seres humanos por el momento; y (b) "la terapia somática introduce células modificadas genéticamente en el cuerpo, con el objeto de intentar corregir el fenotipo de una enfermedad, mediante el tratamiento de algunas células somáticas de la persona afectada.
Este último método consiste en la extracción de algunas células a partir de un paciente con el genotipo defectuoso, para convertirlas en transgénicas mediante la introducción de copias del gen "sano" clonado.
Las células transgénicas luego se reintroducen en el cuerpo del paciente, donde aportan la función normal del gen. Por ejemplo, este procedimiento se ha utilizado para la terapia génica somática de la enfermedad del niño burbuja (una inmunodeficiencia) y de la deficiencia de una lipoproteína, que provoca riesgo de aterosclerosis con resultados iniciales satisfactorios.